Sorprendentemente muchas mujeres se quedaron con las historias que contaban las abuelitas y decidimos que es momento de confrontar algunas de esas creencias erróneas

Sorprendentemente muchas mujeres se quedaron con las historias que contaban las abuelitas y decidimos que es momento de confrontar algunas de esas creencias erróneas

Mitos más comunes sobre los tampones y la verdad acerca de ellos

Mitos más comunes sobre los tampones y la verdad acerca de ellos

La menstruación es uno de esos temas que debemos abordar sin pena, preguntarle a los expertos no tendría por qué ser un problema y resolver las dudas a tiempo es la clave para evitar ser víctimas de tantos mitos que giran alrededor de este proceso natural de nuestro cuerpo.

Sorprendentemente muchas mujeres se quedaron con las historias que contaban las abuelitas y decidimos que es momento de confrontar algunas de esas creencias erróneas sobre uno de los productos más populares del mercado: los tampones.

Nos acercamos a una experta, la Dra. Alejandra Contreras, quien se encargará de resolver 5 mitos comunes acerca de los tampones, ¿estás lista para conocer más sobre ellos? Entonces sigue leyendo.

MITO #1: El tampón se puede quedar en tu cuerpo

Esto es: FALSO

Esta es una de las creencias más comunes cuando de tampones se trata.

Primero debes saber que tu vagina es un tubo muscular que llega hasta el útero y en promedio mide 7 cm y ningún tampón pasará más allá de esta área a la que llamaremos Zona V.

¿La razón? El fondo de nuestra Zona V es el cuello del útero, cuya abertura es tan pequeña que los tampones no podrán pasar por ahí.

Algunas mujeres se asustan cuando quieren sacar el tampón y no pueden al primer intento.

Si quieres retirarlo y al jalar del cordón no sale, debes relajar los músculos de la pelvis, ya que al contraerlos la extracción se dificulta.

Si sientes presión en el área o un ligero malestar, entonces lo más probable es que el tampón esté mal colocado y lo mejor es que lo revises y lo acomodes.

MITO #2: El tampón no deja que tu sangre circule de forma correcta

Esto es: FALSO

El uso de tampones no interfiere en la circulación de sangre en tu vagina; ya que las arterias corren dentro de sus paredes y cuando colocas un tampón se llena en su totalidad, pero este artículo no tiene la fuerza de compresión necesaria para impedir el flujo sanguíneo.

Las realidad es que las infecciones vaginales tienen causas muy variadas, desde usar ropa interior que no sea de algodón; humedad excesiva, el jabón con el que lavas tu cuerpo, así como dejar un tampón por mucho tiempo dentro del cuerpo.

Es por eso que los expertos recomiendan que se haga un cambio de tampón cada 4-6 horas durante el día; el tiempo ideal para mantenerte fresca y al mismo tiempo disminuir el riesgo de infecciones.

MITO #3: El tampón se va a salir si haces ejercicio

Esto es: FALSO

Uno de los temores de cualquier mujer es sufrir un accidente mientras se ejercita y durante mucho tiempo se ha creído que puedes perder el tampón durante un esfuerzo físico; pero eso es completamente falso.

Los tampones están diseñados para funcionar durante tu periodo completo y eso incluye las actividades de tu día a día.

Nuestra vagina no cuenta con la fuerza muscular necesaria para expulsar un tampón.

Además las paredes de tu Zona V forman una especie de barrera para que esto suceda, ya que ejercen una presión negativa que lo mantiene en su lugar.

Así que olvida el miedo y vete a correr, nadar, hacer yoga, bailar o andar en bicicleta.

MITO #4: Si usas tampones pierdes la virginidad

Esto es: FALSO

Este es uno de los mitos más antiguos y mucho tiene que ver con la asociación mental que se ha creado entre la virginidad y la existencia del himen; esa membrana delgada que cubre de manera parcial la entrada de tu Zona V.

Esta membrana es elástica; no cubre en su totalidad toda la abertura y permite la entrada de un tampón para absorber el flujo menstrual.

Aunque es posible que al ponerte un tampón el himen se rasgue; debes saber que es MUY POCO probable y si llega a pasar; esto no implica la pérdida de la virginidad mientras no hayas tenido tu primera relación sexual.

MITO #5: No puedes ir al baño (de manera normal)

Esto es: FALSO

Un mito común y del que pocas mujeres quieren hablar; pero es necesario si queremos estar al tanto de lo que es verdad; y no, con respecto al uso de los tampones.

Como ya te mencionamos el tampón se coloca dentro de la vagina y no obstruye de ninguna forma los orificios de la uretra y el ano.

Quédate tranquila porque el uso de tampones no influye al momento de ir al baño; así que no te aguantes, ya que esta acción SÍ puede provocar infecciones de vías urinarias o incontinencia rectal.

Si ya te animaste a usar tampones durante tu periodo recuerda que debes cambiarlos cada 4-6 horas para mantenerte fresca; seca y cómoda durante el día.

No te pierdas: ¿Te va a bajar durante tu break en la playa? 9 formas de cuidarte para que no te pierdas de la diversión

Comments

Comments are closed.